.

banners

¿Dónde está la púa? Matarile, rile, rile...





    Cuando conseguimos ajustar los controles del ampli o de nuestra pedalera para emular ese sonido que buscamos y al oírlo, nos decimos a nosotros mismos, con satisfacción: "Parece que tiene vida". Pues algo así nos pasa cuando, nos ponemos a buscar la púa, cuando hace apenas unos instantes la teníamos en la mano, pero no la encontramos y no paramos de decirnos: "Ni que estuviera viva". No, no está viva, tarde o temprano, más tarde normalmente, acaba apareciendo, encima del ampli, en un bolsillo e incluso en nuestra boca, Ja, ja, nos ha pasado.
  En el artículo de hoy, vamos a hacer un pequeño monográfico sobre éste elemento básico, que no imprescindible, cómo veremos posteriormente, que es la púa, repasando algunos puntos clave cómo pueden ser: cómo cogerla, material de construcción, tipos, pero sobre todo, cómo hacer para no perder el tiempo de práctica búscandola, si no recordamos dónde la acabamos de dejar.



DE QUÉ ESTÁN HECHAS.



Celulosa: Es el material más usado en la fabricación de púas de guitarra. Son las púas clásicas, las de todas la vida, con cantos más suaves y redondeados.

Nylon: Muy usado también. Sus cantos suelen ser más afilados que las de celulosa.

Tortex: Material muy usado en la actualidad para fabricar púas. Creada para guitarristas que necesitan mejor agarre.  Se han popularizado últimamente por su poco peso y por su buena pegada.



ALGUNOS GROSORES Y USOS.



  Las púas se suelen dividir  en categorías según su grosor, unas veces, y otras según el material de que estén hechas. Los grosores principales son: "Extra Light" o superfinas, "Light" o fina, "Medium" o de grosor medio, "Heavy" o gruesas y "Extra Heavy" o muy gruesas. 

 Ese grosor suele ir indicado en las púas con unas marcas numéricas encima de la misma, o con el nombre (medium, light, etc... ), pudiendo variar el grosor de una a otra marca dentro del mismo nombre genérico: Extra Light: 0.4 mm. Light: 0.50-0.60 mm Medium: 0.70-0.80 mm Heavy: 0.80-1.20 mm Extra Heavy: 1.50 mm.


 Aunque podemos usar cualquier púa con cualquier instrumento o para el estilo que queramos practicar, es verdad que cada púa y su correspondiente grosor proporcionará un sonido diferente, funcionando unos tipos mejor que otros para determinadas técnicas y estilos.


Las púas más finas ofrecen tonos más finos y un sonido general más débil, además de que tienden a gastarse antes y a romperse con mayor facilidad. Las púas más rígidas ofrecen más resistencia y ganan en ataque y contundencia, y son preferiblemente usadas para rítmicas fuertes, o para una mejor definición en los solos de guitarra. Las púas gruesas ofrecen tonos más brillantes en el sonido final y suelen tener una mayor duración. Los estilos más duros dentro del rock y metal  usan púas de calibres aproximados al 1.5 mm, las llamadas Extra Heavy, con las que se consigue un sonido contundente y claro al tocar. 
   Ten en cuenta que la elección de una u otra siempre dependerá de cada guitarrista más que del estilo que hagamos, ya que cada una proporciona unos pros y contras que cada uno tiene que valorar a la hora de escoger calibre o grosor. 




CÓMO COGER LA PÚA.



  Cómo te contamos en uno de nuestros artículos anteriores, en concreto: La mano derecha. La púa. Posición correcta y técnica...


"Consiguiendo una posición óptima tanto de la mano como de cómo cogemos la púa, obtendremos más agilidad y velocidad.
  El antebrazo estará apoyado en la parte superior de la guitarra, la muñeca la doblaremos hacia abajo para favorecer la posición vertical de la mano, que debemos mantener relajada.


  Cogeremos la púa entre los dedos pulgar e índice y rasguearemos con la punta hacia abajo y hacia arriba alternando el movimiento. Este rasgueo lo efectúa la mano, nunca el brazo.

  La yema del dedo pulgar la colocaremos sobre la primera articulación del índice, en el centro sujetada por ellos la púa, que debe sobresalir apróx. entre 3 y 6 mm. Relaja la mano y el brazo, utiliza el movimiento de muñeca para desplazar la mano con la púa por las cuerdas...


PARA NO PERDERLAS.


  Existen todo tipo de portapúas para que podamos guardar y transportar nuestras púas para que no tengamos que preocuparnos por saber donde las dejamos la última vez. A continuación te dejamos tres de los más prácticos y que algunos de nosotros en tabsfacil.es usamos en la actualidad:



Soporte para púas mediante el cuál podrás transportar y almacenar tus púas. El soporte lleva una cinta adhesiva trasera para que lo puedas pegar, en tu guitarra, por ejemplo en la pala y así, tener a mano siempre tus púas.


Soporte para dos púas, hecho de goma dura para todo tipo de guitarras y sin adhesivos. No dañará su guitarra de ninguna forma. Como el soporte no toca las cuerdas, no afectará a tu sonido. Ya no tendrás que colocar las púas en las cuerdas.




La siguiente opción nos la trae de la mano, www.puasdeplata.com. El Colgante Porta Púas "Picker Vintage", es un soporte porta-púas mediante el cual podrás llevar siempre contigo las púas. Tienes varios modelos fabricados en Latón con terminación vintage, Plata y en ABS. Así además de llevar a todos lados tu púa, también te puede servir, a su vez, como complemento personal, tanto cómo colgante cómo  en formato llavero. 




TOCAR SIN PÚA.


  Seguro que todos conocemos guitarristas que tocan sin púa, decimos esto para que no parezca que la idea de tocar sin púa sea o suene descabellada y cómo siempre, la mejor manera de entenderlo es viendo un ejemplo práctico.
  A continuación y para terminar, os dejamos un video de Music is win, donde nos explican porqué es una buena opción, sobre todo si hemos perdido la púa o ha cobrado vida y ha salido por patas, huyendo de nosotros despavorida.










No hay comentarios:

Publicar un comentario